Jason Collins, el jugador que salió del “armario”, vuelve a sonreír


Jason Collins, el jugador que salió del “armario”, vuelve a sonreír

”Soy un jugador de la NBA de 34 años de edad, soy negro y soy gay”. Así se confesaba el pasado mes de Abril Jason Collins, pívot por aquel entonces de los Washington Wizards, en una entrevista realizada por Sports Illustrated. Esta entrevista tuvo una gran repercusión en Estados Unidos,(la homosexualidad sigue siendo un tema bastante tabú), ya que  Collins se convertía en el primer jugador en activo de la NBA en confesar que era gay.

Eran tiempos de felicidad para Collins, tiempos que ha tardado diez meses en recuperar. El jugador nacido en Los Ángeles, sentía que se había quitado un peso de encima, que se había liberado: “Cada vez que se lo digo a otra persona, me siento más fuerte y puedo dormir un poco mejor. Se necesita una gran cantidad de energía para guardar un secreto así, y he soportado años de miseria en los que he vivido una mentira”.

Collins, se convertía así en un ejemplo para muchos jugadores profesionales gays. Su confesión podría hacer que otros jugadores siguieran su camino y dieran un paso al frente, dejando de lado el temor a ser tratados de otra forma. Pero nada más lejos de la realidad. Esto último no ocurrió y al terminar la temporada Collins se quedó sólo.

El pívot, con una dilatada carrera en la NBA (12 temporadas con seis franquicias diferentes), curtido en mil batallas (llegó a jugar los Playoffs en nueve ocasiones, disputando incluso dos Finales de la NBA con New Jersey Nets), esperó durante todo el verano una llamada para entrar a formar parte de una plantilla de la NBA. Una llamada que no ocurrió.

Lejos de venirse abajo, Collins siguió entrenando sin dejar de perder en ningún momento la forma, con la ilusión de que más temprano que tarde, su situación cambiaría y volvería a disfrutar en las canchas de la NBA. Sabedor que su aportación y experiencia, podría ser muy buena para cualquier equipo saliendo del banquillo, no arrojó la toalla.

Pues bien su ostracismo está a punto de terminar. Todo apunta a que Jason Collins debutará esta noche con los Brooklyn Nets en el partido que disputan éstos ante los Ángeles Lakers. La franquicia, le ha ofrecido un contrato de 10 días al veterano pívot de 35 años, poniéndose a disposición de su nuevo entrenador Jason Kidd (fueron compañeros de vestuario en los Nets durante 8 años),para apuntalar el juego interior de los de Brooklyn carente de altura.

Jason Collins, el “Atleta Gay” (así se hizo llamar en la entrevista de Sports Illustrated) volverá a sentirse jugador de baloncesto y por fin, recuperará totalmente la sonrisa.

 

Escrito por José María Santiago (@jmsantiago33)

Anuncios

En JordanyPippen nos interesa tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s